Instamos a Diputación a fijar una línea de subvenciones para rebajar la presión fiscal a las pymes durante 2014

El grupo de IU en la Diputación de Málaga presentará en el pleno de este jueves una moción instando al equipo de gobierno del PP a que ponga en marcha una línea de subvenciones para rebajar la presión fiscal durante el ejercicio 2014 a las pequeñas y medianas empresas de la provincia.

Asimismo, también demandará que se apoye la implantación en Andalucía del impuesto sobre grandes superficies comerciales que defiende IU en el Gobierno andaluz, para así "compensar las externalidades negativas que estos comercios generan en nuestro territorio y que los recursos recaudados sean destinados a los pequeños y medianos negocios", según la portavoz de la coalición en la entidad supramunicipal, Antonia Morillas.

En esta línea, la coalición de izquierdas propondrá en su moción solicitar a la Junta de Andalucía que apruebe este impuesto de manera "urgente" ante "las dificultades que atraviesan los pequeños y medianos comercios de la provincia de Málaga", ha señalado a Europa Press Morillas.

La diputada provincial ha justificado la petición de su grupo destacando datos como que el sector servicios aporta el 77,51 por ciento al Producto Interior Bruto (PIB) de Málaga, concentrando casi el 80 por ciento del empleo. Las actividades mayoritarias son el turismo, el comercio y la hostelería, junto a otras dedicaciones como las sanitarias y los servicios sociales.

Por ello, ha subrayado Morillas, "nuestra Comunidad Autónoma debe velar, a través de medidas proteccionistas, por el comercio que genera empleo en tiempos de crisis, por el comercio que genera economía y por el comercio que conforma nuestras ciudades y da vida a nuestro pueblos, y que no es otro que el pequeño y mediano comercio". Y es que, según ha indicado, "en Andalucía da empleo a más de 450.000 personas, frente a las 20.000 que emplean las grandes superficies".

Ha advertido de que en la provincia de Málaga "la proliferación de grandes superficies comerciales ha generado nuevas centralidades que están dañando el volumen de facturación de los pequeños y medianos comercios", por lo que ha abogado por "medidas de justicia fiscal", que "contribuyan a equilibrar esta situación y a plantar cara a la competencia desleal que sufren estas pymes".

"Sería beneficioso --ha aseverado la portavoz de la coalición de izquierdas-- que desde la Diputación se apoyase a las pymes mediante medidas encaminadas a rebajar su presión fiscal, siguiendo la línea del plan de subvenciones anunciado para los residentes de la provincia".

Ha lamentado que las políticas del Gobierno de Mariano Rajoy "hayan roto el equilibrio consensuado que existía en el sector comercial en Andalucía, con medidas directas como la liberalización de horarios y de rebajas, impuesta sin consultar a los agentes socioeconómicos, respondiendo solo a los intereses de las grandes superficies y vulnerando el Estatuto de Autonomía de Andalucía".

La portavoz de IU en la Diputación ha añadido que "las grandes superficies, por su formato comercial, ubicación y actividad, producen impactos negativos que afectan a la vida colectiva, particularmente a la ordenación del territorio, al medio ambiente, a las infraestructuras públicas y al tejido y actividades de los núcleos urbanos, sin asumir los correspondientes costes económicos, sociales y ambientales".

Medidas para restablecer el comercio

Morillas ha considerado que por todo esto son necesarias en estos momentos "políticas y medidas contra la crisis, centradas en restablecer el equilibrio entre formatos comerciales y en la defensa del interés general del sector".

Y, a su juicio, la creación de un impuesto a las grandes superficies en Andalucía sería "una útil herramienta anticrisis", en tanto que "su recaudación permitiría financiar programas para la mejora del medio ambiente, la creación de espacios verdes de uso público y el apoyo al pequeño y mediano comercio, fomentando el mantenimiento y la creación de empleo en el sector comercial".