No vamos a llegar a acuerdos con otros partidos sobre el funcionamiento de Diputación hasta que se garantice la participación de los colectivos

Izquierda Unida no llegará a ningún acuerdo sobre funcionamiento de la Diputación con los otros dos partidos que integran la Corporación provincial hasta que no se garantice de manera clara y efectiva la participación de los colectivos sociales en los plenos de Diputación.

Así lo ha anunciado la portavoz del grupo provincial de Izquierda Unida, Toni Morillas, quien recuerda que esa posibilidad ya la contempla el reglamento.

Tras las reiteradas negativas del PP a aceptar mociones de la oposición y de sus propios diputados, los dos partidos que la conforman, solicitaron un pleno extraordinario en Diputación para debatir todas aquellas iniciativas rechazadas y garantizar un funcionamiento democrático de la institución.

Tras un acuerdo que garantice ese buen funcionamiento, el debate de los portavoces se ha centrado hasta ahora en el contenido de las mociones que se podrán discutir en las distintas comisiones y plenos. Sin embargo, la portavoz de Izquierda Unida ha anunciado que su grupo no llegará a ningún otro acuerdo hasta que no haya un compromiso para profundizar y garantizar la participación de los colectivos, porque si de verdad queremos que la Diputación sea una institución permeable,  tendremos que evitar que su vida transcurra exclusivamente en las mociones de los partidos políticos”.

El grupo de Izquierda Unida exigió al equipo de gobierno del PP el pasado mes de mayo que, en cumplimiento del artículo 103.1 del Reglamento Orgánico de esta institución, procediera con carácter de urgencia a la creación del Registro Provincial de Colectivos, sin que hasta ahora se haya hecho nada.

 La portavoz de IU ha indicado que, según este artículo, los presidentes de las asociaciones o colectivos que sean inscritos en el Registro Provincial de Colectivos podrán solicitar intervenir ante el pleno dentro de los puntos de mociones que vayan a ser debatidas y votadas para informar de aquellos asuntos concretos de especial relevancia propios de dicha entidad que tengan relación directa con la moción.

Sin embargo, aún no existe un registro, lo que "impide a cualquier asociación participar en los plenos. Se está produciendo una anomalía que supone un obstáculo claro a un derecho estipulado en el Reglamento Orgánico y que exige una pronta subsanación”. 

Según la diputada provincial, es "incomprensible" que, a pesar de que el reglamento entró en vigor en julio de 2011, todavía no se haya creado el registro, lo que "de facto impide la participación que de derecho garantiza la norma. La intervención de los colectivos en las sesiones plenarias es una medida positiva, tendente a permitir un mayor protagonismo social en la esfera de la participación política y en la toma de decisiones de las instituciones, a pesar de que su regulación en el Reglamento Orgánico de la Diputación no brinde a los colectivos sociales autonomía de acción  y deja en evidencia que la transparencia de la que hablan algunos partidos no es tal.