Reclamamos a Diputación que no traslade a Estepona el retén de bomberos que da servicio en Manilva y Casares

Izquierda Unida quiere que Diputación se comprometa a mantener el retén de bomberos de Manilva y para ello ha registrado una moción en el ente supramunicipal que será debatida en la comisión informativa del próximo día 12.

La integración de Estepona en el Consorcio Provincial de Bomberos es una buena noticia y redundará en la ciudadanía, a juicio de este grupo político, pero la intención del equipo de gobierno de anexionar el retén de Manilva al esteponero será perjudicial, ya que dañaría un servicio de atención inmediata a ese municipio y también al vecino de Casares, al que también atiende por su cercanía.

En Manilva hay empadronados 15.000 habitantes que en realidad llega a los 22.000 durante el año, según las estadísticas del Ayuntamiento, aunque la población alcanza casi los 60.000 habitantes en verano. El Retén de Manilva cuenta con un personal que asciende a 22 personas (una jefatura, cinco cabos y 16 bomberos), dos camiones y un vehículo de coordinación dentro de unas instalaciones totalmente renovadas. Es decir, el retén por tanto, cuenta con las instalaciones, recursos y medios necesarios para el servicio, con lo que su mantenimiento no supone ninguna nueva inversión ni esfuerzo económico adicional en el presupuesto, ha explicado el portavoz de IU en esa localidad y teniente de alcalde de la misma, Antonio Barragán.

Además, el tiempo de respuesta requerido para el núcleo de Manilva si el servicio se trasladara a Estepona superaría los 25 minutos de tiempo de respuesta, puesto que no hay que olvidar que el municipio cuenta con el núcleo de El Secadero que se encuentra a unos 20 minutos de Sabinillas, lo que supondría poner en riesgo el fin del servicio de  bomberos en cuanto a inmediatez y proximidad.

El portavoz del grupo provincial de IU, Guzmán Ahumada, ha señalado por su parte que la ratio de intervención de este retén es importante y la calidad del servicio muy bien valorada por la ciudadanía por su inmediatez. “Estos vecinos no entenderían que se suprimiese en el municipio y se trasladara el servicio a Estepona”.

A todo ello hay que añadir que Manilva cuenta con actividades de riesgo como la autopista, el polígono industrial, múltiples urbanizaciones, núcleos diseminados lejanos, etc, que se verán totalmente desprotegidos con su traslado.