El Urbanismo y Marbella

Romero considera que la retirada de competencias llega tarde, “cuando el cáncer está muy extendido”IU cree que “no había que esperar a la nueva ley del suelo” y pide a Chaves que “no haga una operación de blanqueo de las ilegalidades”El diputado andaluz de Izquierda Unida Los Verdes-Convocatoria por Andalucía (IULV-CA), Antonio Romero, califica de “positivo” el anuncio del presidente autonómico, Manuel Chaves, de retirar las competencias urbanísticas al Ayuntamiento de Marbella, pero cree que la medida “llega muy tarde, cuando el cáncer está muy extendido”.Romero se felicita de que “se dé la razón a IU”, pero se lamenta de que durante los últimos 10 años ni el gobierno de Chaves ni los sucesivos gobiernos nacionales de PP y PSOE, “hayan hecho caso a las peticiones de IU para la disolución del Ayuntamiento y la retirada de sus competencias urbanísticas, convirtiéndose en cómplices de las tropelías que ahora pretenden solucionar”. Para el parlamentario de izquierdas “la medida llega cuando el cáncer urbanístico de Marbella está muy avanzado, con casi 500 obras impugnadas por los tribunales”. Según datos de la Delegación de Obras Públicas, en los dos años de gobierno de Yagüe se le han impugnado 209 licencias de obras, mientras que Gil y Muñoz acumularon otras 211.Además, recuerda Romero, “existen entorno a 30.000 viviendas ilegales –de las que el PGOU pretende legalizar 25.000- y se barajan cifras superiores a los 6.000 millones de euros para el coste de la reparación del caos urbanístico marbellí. Todo ello con 18 de los 27 miembros de la corporación y 11 de los 13 miembros del equipo de gobierno imputados o condenados”.Ante este panorama, IU considera “insuficiente” la retirada de competencias, y pide a Chaves que explique “cómo va a gestionarlas”. Pues para Romero “sería una triste guasa que tras años de ilegalidades, la Junta realizara con el nuevo PGOU, del que será responsable, una operación de blanqueo que bendiga los desmanes de una década de corrupción, otorgando una amnistía general mediante la ley de borrón y cuenta nueva”.Para ahondar en la tardanza de la medida, Romero asegura que “no hacía falta esperar a la nueva ley del suelo, pues el texto actual contempla la retirada en casos tan flagrantes como el de Marbella”. Para ello cita los ejemplos de retiradas parciales en el Puerto de Santa María y Espartinas.Desde IU se anuncia “una batería de iniciativas parlamentarias para que Chaves explique cómo va a gestionar el urbanismo y vigilarle muy de cerca”. Además se volverá a pedir la disolución, pues “se dan razones sobradas ello”.