Nuevo recorte del Partido Popular a la política activa de empleo

El Partido Popular ha rechazado la propuesta de Izquierda Unida para dar continuidad durante todo el año al programa que realizan los promotores de empleo en las oficinas de empleo estatales. En la provincia de Málaga, serán unas 87 personas las que terminarán su trabajo a finales de junio.

 El proyecto de presupuestos generales del Estado contempla para 2012 una reducción en las políticas activas de empleo que afectarán directamente a 1.500 trabajadores que se encargan de prestar atención a los desempleados, tal y como contempla el Real decreto-Ley de 13/2010, de 3 de diciembre de actuaciones de ámbito fiscal, laboral y liberalizador para fomentar la inversión y la creación de empleo.

 Según ha explicado la parlamentaria por Málaga de Izquierda Unida, Lola Quintana, los promotores de empleo tenían contrato hasta el 31 de diciembre de este año, pero el recorte del gobierno de Mariano Rajoy se lo ha adelantado al 30 de junio. “Es equivocado reducir en  herramientas de empleo en la actual situación de paro, ya que serán estos trabajadores los que tendrán que poner en marcha los programas “45 plus” o “motiva”, en una realidad de saturación de las oficinas de empleo”.

 La diputada andaluza ha asegurado que la coalición continuará promoviendo iniciativas para evitar que se sigan centrando todos los esfuerzos en lo público y en garantizar las herramientas de fomento del empleo.